Presupuestos de Obras

Presupuestos de Obras

Introducción

El objeto de hacer un Presupuesto o Cuantificación de Obra es fijar los costes que supondrá la realización futura de un conjunto de trabajos.

Puede tener diferentes finalidades: estudio, oferta, etc.

El grado de aproximación depende de varios factores:

  • El detalle de conocimiento de los trabajos a presupuestar.
  • La existencia de datos anteriores sobre trabajos semejantes.
  • El enfoque que deba tener el presupuesto.

En todos los casos, se divide el total de los trabajos en partes, y se asigna a cada parte un valor o importe. El importe de cada parte se suele calcular a partir de un precio unitario fijado multiplicado por la cantidad correspondiente, según la unidad de medida de ese trabajo. A veces se aplican también coeficientes correctores.

Entre los ejemplos más comunes tenemos:

  • Estudio del coste por hora de un equipo de trabajo, por ejemplo maquinaria más servidores.

  • Presupuesto para calcular el PEM de referencia de un proyecto según los Colegios Profesionales.

  • Presupuesto de obras según le Ley de Contratos del Estado.

En relación al cálculo de un presupuesto el uso que se hace de las matemáticas es muy simple: para cada parte se repite el cálculo:

importe = precio unitario x cantidad

y se suman todos los importes.

En algunos casos se añade un factor corrector:

importe = precio unitario x cantidad x factor corrector

lo cual no añade gran complicación a lo anterior.

La complejidad aparece porque este cálculo sencillo se reproduce a varios niveles: los precios unitarios de un nivel son, a veces, desglosados a su vez en partes, y por tanto resultado de una suma de importes similarmente obtenidos.

Tan importante como el propio precio son otros datos que quedan asociados, y que en conjunto dan significado al presupuesto. Los hay de varios tipos:

  • Descriptivos: textos, gráficos, imágenes, …

  • Detalles de cantidades: mediciones, certificaciones, …

  • Especificaciones: técnicas, normativas, …

Para manejar toda esta información utilizamos unos pocos conceptos que definiremos enseguida. Lo haremos con la precisión necesaria para que sean aptos para su uso informático, y permitan usar el programa ARQ+CC con eficacia y total seguridad.

Elementos

Llamamos elemento al conjunto de datos de una misma parte del proyecto, bien sea una partida, un capítulo, un material, un recurso, etc…

El elemento es el registro básico de información utilizado en el programa.

Cada elemento está en relación a un único concepto, o artículo, identificado por su código.

Por ejemplo,

Código Unidad Resumen
001 H Oficial
M01 T Cemento Portland P-450
E301 M2 Muro de fábrica de ladrillo
C4   MOVIMIENTO DE TIERRAS

corresponden a cuatro elementos de diversa índole, de los que se indica su código, unidad de medida y descripción resumida.

La información de cada elemento está dividida en campos:

  • Código: identificador único del elemento

  • Ud: unidad de medida del elemento

  • Resumen: descripción abreviada del elemento

  • Precio: precio unitario del elemento

  • Tipo: mano de obra / maquinaria / material / no clasif.

  • Texto: descripción detallada del elemento

  • Pliegos: especificaciones detalladas por temas; equivale a varios textos.

  • etc…

Un elemento puede ser simple o compuesto. Un elemento compuesto es el que está formado por ciertos componentes, que son a su vez elementos.

La descomposición unitaria de un elemento es el conjunto de componentes con las cantidades de cada uno que integran una unidad del elemento en cuestión. La descomposición unitaria de un elemento es un dato más asociado al elemento.

Además, cada elemento se integra (en general) en la estructura del presupuesto. Los elementos que le preceden en la estructura forman la ascendencia del elemento.

Estructura Jerárquica

Los presupuestos y bases de datos (BD) se organizan según una estructura o esquema jerárquico:

Un conjunto de elementos decimos que tienen una estructura jerárquica (o estructura de árbol), cuando se establecen entre sus elementos unas relaciones de tipo antecesor-sucesor, de forma que todo elemento (excepto el elemento raíz) tiene un antecesor.

Cada relación enlaza dos elementos direccionalmente: padre (o antecesor) e hijo (o componente).

Estas relaciones cumplen:

  • La descomposición (descendencia) de un elemento es única.

  • Un elemento no puede aparecer como descendiente de si mismo (no puede haber “ciclos”).

En la estructura de un Presupuesto no se cumple, en general, que cada elemento tenga un único antecesor. Un mismo elemento puede ser componente de varios otros, y por tanto, tener varios antecesores. A estas estructuras se las llama grafos, y pueden ser contempladas parcialmente como árboles, como hemos hecho antes para simplificar.

Es importante resaltar la exigencia del siguiente requisito:

un elemento no puede formar parte de su propia descendencia.

Sería como admitir que un elemento se compone (al menos en parte) de sí mismo; esta situación absurda tampoco permitiría cerrar el cálculo del precio en función de los componentes, ya que aparecería una referencia a sí mismo, o ‘ciclo’.

Cada relación elemento – componente puede tener varios datos asociados:

  • La cantidad en que participa cada componente, eventualmente desglosada en una medición detallada.

  • Nuevas cantidades asociadas (con o sin desglose) de mediciones correspondientes a distintas certificaciones.

Estructura de un presupuesto

El proceso de desglose de un Presupuesto o BD se representa mediante un esquema jerárquico o en árbol. Puede organizarse en más o menos niveles según convenga. (ver fig. 1)

Figura 1: Esquema jerárquico

Usaremos una nomenclatura basada en el símil del árbol genealógico:

  • Raíz: Elemento singular, anterior a todos los demás.

  • Nivel: Etapa de proceso de desglose:

  • el nivel 0 corresponde al elemento raíz,

  • el nivel 1 a cualquier elemento del 1er. desglose, etc.

  • Padre (de un elemento): Elemento que le precede, situado en el nivel inmediatamente anterior.

  • Hijos (de un elemento): Conjunto de elementos que forman el desglose del elemento en cuestión, situados en el siguiente nivel. Llamados también componentes del elemento.

  • Elemento simple: Elemento sin componentes, terminal en la estructura de árbol.

  • Elemento compuesto: Lo contrario de elemento simple, el que tiene componentes.

  • Descendencia (de un elemento): Conjunto de elementos que forman parte del árbol que sigue a un elemento (sus componentes y los componentes de sus componentes sucesivamente).

  • Ascendencia (de un elemento): Conjunto de ascendientes, (sus padres, y los padres de sus padres sucesivamente).

  • Camino (de un elemento): Sucesión de elementos entre la raíz y elemento en cuestión; o también, lista de antecesores.

  • Elemento huérfano: el que no tiene antecesores, por lo tanto está fuera de la estructura. (Se exceptúa el elemento raíz)

Un buen ejemplo de estructura jerárquica la da el sistema de directorios y ficheros del sistema operativo.

El programa ARQ+CC organiza los elementos de un Presupuesto en una estructura jerárquica. Los archivos pueden ser sencillos y reducidos, como en el caso de un pequeño Presupuesto, o grandes y complejos, como lo son las grandes Bases de Datos; en cualquier caso tienen la información estructurada de forma que se puede revisar escalonadamente, siguiendo el esquema de árbol.

Mediante el esquema jerárquico podemos reflejar cualquier sistema de desglose / agregación, que es lo que necesitamos para calcular un Presupuesto. Además, el esquema jerárquico facilita enormemente el recorrido del archivo y el acceso a sus elementos.

Capítulos y Partidas

Al admitirse en el programa una estructura jerárquica abierta, sin límites a los niveles de desglose, no se predetermina un tipo de estructuración en Capítulos, Subcapítulos, Apartados, etc…

El término Capítulo lo utilizaremos en un sentido amplio, generalización del concepto tradicional, para referirnos a los elementos que ocupan la parte superior del árbol de descomposición, que, tanto en los Presupuestos como en las Bases de Datos, tienen un carácter de elementos de agrupación, o colectores.

En el programa se establecen:

  • la marca de Capítulo, para distinguir este tipo de elementos.

  • la función Cambiar Capítulo, para cambiar las marcas de Capítulo a los elementos.

Las marcas de Capítulo, y la estructura de Capítulos que determinan, tienen influencia en varios temas:

  • El reconocimiento de las Partidas.

  • El cálculo y resultado del Presupuesto, ya que determinan el sistema de aplicación de % de Costes Indirectos, y el sistema de redondeos.

  • El tratamiento de las Certificaciones y Control de Costes.

  • La organización de los Listados.

Los Capítulos ocupan la parte superior del árbol de descomposición, a partir del elemento Raíz, que siempre es Capítulo.

Los Capítulos determinan una partición completa del árbol. Esta partición sirve para identificar a su vez a las Partidas.

Las marcas de Capítulo se regulan por las siguientes condiciones:

  • El elemento Raíz siempre es Capítulo.

  • Un elemento puede ser Capítulo sólo si todos sus antecesores son Capítulos.

  • Un elemento Capítulo solamente puede aparecer una vez en el árbol del presupuesto.

  • Un elemento puede ser no-Capítulo sólo si todos sus sucesores son no-Capítulos.

</div>

Figura 2: Esquema jerárquico de capítulos y partidas

A diferencia de la marca de Capítulo, el carácter de Partida no es una propiedad asociada al elemento, corresponde a su situación en la estructura. Un elemento puede aparecer simultáneamente en un Presupuesto como Partida (hijo de Capítulo) y como elemento ordinario (hijo de otro elemento no-Capítulo).

En los niveles inferiores del árbol, por debajo de las Partidas, los elementos compuestos se suelen llamar Auxiliares.

La raíz de los presupuestos está dividida en los siguientes elementos

  • Raíz de directos: capítulo que agrupará los capítulos que forman los importes directos del presupuesto.

  • Raíz de indirectos: este otro capítulo sirve para desglosar en el los importes indirectos.

  • Costes proporcionales: este elemento es un porcentaje que se aplicará sobre la suma de los importes directos e indirectos.

Esta división es determinante para poder trabajar con precios directos e indirectos, que se explicarán más adelante.

Formación del precio

El cálculo de precios en ARQ+CC se describe fácilmente mediante su estructura de árbol.

Los elementos Simples tienen su precio directamente asociado.

Los elementos Compuestos tienen tantas “relaciones” como hijos. Con cada relación hay una cantidad asociada: cada elemento participa en una determinada cantidad en la composición de su antecesor.

Los elementos Compuestos forman su precio a partir de su composición, mediante el siguiente proceso:

para cada componente, se forma el producto de su precio unitario por la cantidad en que interviene, resultando el importe debido a ese componente.

  1. se suman los importes de todos los componentes, formando el precio neto del elemento.

  2. cada elemento Compuesto admite un valor, que llamaremos porcentaje de Medios Auxiliares (%MA), que incrementará proporcionalmente el precio neto.

El precio de un elemento Compuesto se forma siempre a partir de los importes de sus componentes. Sólo los elementos Simples tienen precio unitario absoluto e independiente.

El Total del Presupuesto es el precio del elemento Raíz.

Como se ha comentado antes este total incluye tanto el importe del presupuesto a Coste Directo, cuyo total es el precio del elemento Raíz de Directos como el importe de los Costes Repercutidos. En la siguiente sección se explicará el funcionamiento del presupuesto con precios repercutidos.